5.2.18

Ama Sua, Ama Llulla, Ama Quella

Ama Sua, Ama Llulla, Ama Quella es una expresión inca, en lengua quechua, que recoge su filosofía de vida. Quieren decir respectivamente no seas ladrón, no seas mentiroso y no seas flojo/perezoso.

De la estancia en tierras incas también recuerdo los tres niveles de su cosmovisión: Hanan Pacha, Kai Pacha y Uku Pacha, en referencia al mundo superior, celestial o de los dioses, el de la tierra, y el subterráneo o de los muertos, los cuales tienen tres animales de referencia, el cóndor, el puma y la serpiente.

Pero vuelvo a los principios del Ama Sua (No seas ladrón), Ama Llulla (No seas mentiroso) y Ama Quella (no seas flojo/ocioso) ya que en 2015 fueron adoptados por la Organización de Naciones Unidas, y podemos decir que ahora son principios de la ONU.

Lo curioso -como decía un medio peruano- es que nuestro vecino país de Bolivia fue el que presentó la propuesta. Así lo informó el embajador de Bolivia ante la ONU, Sacha Llorenti, a través de un tuit.


Estos preceptos en quechua están también incorporados en la nueva constitución boliviana ya que son directrices morales que están impregnados en su cultura desde la época de los Incas. El presidente Evo Morales se pronunció antes de conocerse que la propuesta boliviana tuviera éxito: "Estoy convencido de que los pueblos del mundo aprobarán estos valores que nos dejaron nuestros antepasados, esta ley cósmica debe ser aprobada".

En una entrevista Morales señalaba "Es una ley cósmica que nos dejaron nuestros antepasados. Ama Sua, Ama Llulla, Ama Quella. No robar, no mentir, ni ser flojo. Pero en la cultura occidental encuentras, encuentro el servilismo, el" llunqo ". Aumentamos nosotros en esta nueva generación el" Ama Llunqo ", no ser servil. Son principios que nos permiten dignificar Bolivia, dignificar la humanidad."

Por eso la sociedad inca se basaba en la verdad, la honestidad y el trabajo compartido. La clave de su grandeza fueron estos preceptos morales: ser honestos, ser trabajadores, ser veraces. Hoy es una realidad la revalorización de este trinomio que organiza las conductas humanas. Sobre estas bases se forjó el gran Imperio inca del Tahuantinsuyo. Aquí puede leer una leyenda fundacional de la civilización incaica. 

Me alegro del reconocimiento ya que no sólo supone un aval a unos valores sino también a una lengua que lucha para sobrevivir, ya que a pesar de los 10 millones de hablantes, muchas familias la dejaron de usar por el desprestigio social que comportaba hablar quechua, especialmente cuando se desplazaban o emigraban en la zona de costa, en la ciudad de Lima.

En cambio, en lo que no se salen es en la demanda de despenalización de la hoja de coca, a pesar de que se pidió en una asamblea general de las Naciones Unidas. Una Federación de agricultores (Fepcacyl) izó la bandera del Cusco en la plaza de Armas de esta ciudad peruana, que fue capital del imperio inca, con motivo de la realización de la Asamblea Especial extraordinaria de la Organización de las Naciones Unidas, a fin de abordar la "Despenalización de la Hoja Sagrada de Coca".

Otras entradas recientes sobre Perú: