28.7.08

Europa hauria de demanar perdó en lloc de consagrar per llei la cacera de treballadors

Intel·lectuals americans divulguen un manifest contra la nova directiva europea d'immigració. El bisbe català emèrit Pere Casaldàliga està entre els signants al costat d'Adolfo Pérez Esquivel, el Subcomandant Marcos, Naomi Klein, Eduardo Galeano i Noam Chomsky.

El text, que circula per webs, blogs i correus electrònics, és el següent:


Manifiesto contra la ley de migración europea

Señores gobernantes y parlamentarios europeos.

Algunos de nuestros antepasados, pocos, muchos o todos, vinieron de Europa.

El mundo entero recibió con generosidad a los trabajadores de la Europa migrante.

Ahora, una nueva ley europea, dictada por la naciente crisis económica, castiga como crimen la libre circulación de las personas, que es un derecho consagrado por la legislación internacional desde hace ya unos cuantos años.

Esto nada tiene de raro, porque desde siempre los trabajadores extranjeros son los chivos emisarios de las crisis de un sistema que los usa mientras los necesita y luego los arroja al tarro de la basura.

Nada tiene de raro, pero mucho tiene de infame.

La amnesia, nada inocente, impide que Europa recuerde que no sería Europa sin la mano de obra barata venida de afuera y sin los servicios que el mundo entero le ha prestado: Europa no sería Europa sin la matanza de los indígenas de las Américas y sin la esclavitud de los hijos del África, por poner sólo un par de ejemplos de esos olvidos.

Europa debería pedir perdón al mundo, o por lo menos darle las gracias, en lugar de consagrar por ley la cacería y el castigo de los trabajadores que a su suelo llegan corridos por el hambre y las guerras que los amos del mundo les regalan.

Desde el continente americano, julio de 2008,

Atentamente.

El ple del Parlament Europeu va aprovar el 19 de juny per 369 vots a favor, 197 en contra i 106 abstencions la nova norma comunitària sobre procediments de repatriació dels immigrants. Un dels apartats més polèmics és el qual permet als Estats membres retenir als immigrants a l'espera d'expulsió, inclosos els menors, en centres d'internament fins a un màxim de 18 mesos. També prohibeix tornar a la UE durant 5 anys a qualsevol immigrant que hagi estat expulsat d'un Estat membre.

Nombroses ONG han denunciat que la mesura és “una regressió” en els drets humans.

Font: http://www.canalsolidari.org/web/noticies/noticia/?id_noticia=9632

Traducir CASTELLANO Translate ENGLISH Traduire FRANÇAIS Übersetzen DEUTSCH Arrevirar ARANÉS

0 comentaris: